Miniatura qué ver en Londres

Qué ver en Londres en dos días

Si estás pensado en organizar un viaje a la ciudad londinense y no sabes qué ver, ¡estás en el sitio adecuado! Te contamos los lugares que puedes conocer en Londres en dos días, pero si son 3, mejor.

 

Antes de nada, lo primero con lo que tenéis que haceros es con la Oyster Travel Card, la tarjeta para el transporte público de la ciudad.  El transporte es caro, no os vamos a mentir, pero con la Oyster será más barato.

Es imprescindible tenerla, ya que en los famosos buses rojos no podréis pagar en efectivo; solo con la Oyster o con tarjeta de crédito si es contactless

Podéis pinchar aquí para ver los precios del metro, tanto con Oyster como sin ella. ¡Juzgad vosotros mismos si merece la pena tenerla!

Pasamos a enumerar los imprescindibles de Londres en una primera visita. Todo bajo nuestro punto de vista.

 

IMPRESCINDIBLES DE LONDRES.

  • Big Ben.

En primer lugar, tenemos que hablar del famoso Big Ben. Una torre que posee un reloj de 4 caras, antiguamente conocido como ”The Clock Tower”. En 2009 se cumplieron 150 años desde su construcción. 

Es la tercera torre más alta del mundo y se encuentra junto al palacio de Westminster, la sede del Parlamento de Reino Unido.

 

OJO: si quieres fotografiar uno de los símbolos de la ciudad, ten en cuenta que actualmente se encuentra en obras y se prevé que continúen hasta el año 2021. Os encontraréis con un Big Ben oculto por decenas y decenas de andamios.

 

  • Parlamento.

Es el órgano legislativo tanto de Reino Unido como de sus territorios de ultramar y es bicameral, es decir, posee dos cámaras: una Cámara Alta (la de los Lores) y una Cámara Baja (la Cámara de los Comunes). Los miembros de la primera de estas cámaras son elegidos por la nobleza; mientras que los miembros de la Cámara de los Comunes lo son democráticamente. 

 

Las casas del Parlamento pueden ser visitadas por unas £16 y se incluye una audioguía que va explicando su historia, qué hay en cada una de sus salas o el sistema de votación, entre otras cosas.

 

No es una visita imprescindible, pero sí lo es verlo, al menos, desde fuera. De hecho, pocas personas conocen su interior si se trata de su primera visita a la ciudad.

 

  • Abadía de Westminster.

Es una iglesia de estilo gótico en la que suelen tener lugar coronaciones o entierros de monarcas británicos. También hay personajes ilustres enterrados, como Isaac Newton o Charles Darwin. Actualmente está regentada por monjes y se puede visitar por unas £22.

 

La UNESCO declaró la Abadía Patrimonio de la Humanidad en 1987 junto al Palacio de Westminster.

 

  • London Eye.

Justo al otro lado de Westminster nos encontramos con el Ojo de Londres, el London Eye

Se trata de una noria gigante que comenzó a funcionar en el año 2000, por lo que también es conocida como Millenium Wheel (Noria del Milenio).

Tiene 32 cápsulas, una por cada distrito londinense. Son muy amplias y se puede estar tanto sentado como de pie.

 

Tiene un precio elevado, siendo éste de £28. Recomendamos subir una vez en la vida porque ofrece unas vistas de Londres alucinantes.

Vista de Big Ben desde London Eye

 

 

  • Museo de la Caballería.

Subiendo desde Westminster nos encontramos con el Museo de la Caballería, donde os podréis hacer una foto con los guardias a caballo

Museo de la Caballería

 

No es imprescindible ir, pero estando tan cerca de lo demás podéis acercaros, ya que, si no queréis entrar en el museo, simplemente os llevará 5 minutos ver a los caballos.

 

  • Trafalgar Square.

Es un punto imprescindible de Londres. Se trata de una plaza que conmemora la Batalla de Trafalgar, en la que la Armada Británica venció a las armadas francesa y española en el Cabo de Trafalgar, en Cádiz. 

Se puede observar una gran columna que termina con la escultura del general Nelson.

 

En esta plaza encontramos la Galería Nacional, donde, al igual que en todos los museos de Londres, la entrada es gratuita.

 

  • Leicester Square.

Si seguimos hacia arriba llegaremos a Leicester Square, una plaza con restaurantes y mucho ambiente en la que se encuentra lo que ya se ha convertido en otro atractivo de la ciudad: la tienda de M&M’s.

 

Es bastante común ver a gente tocando o cantando en esta zona.

 

  • Picadilly Circus.

Otra plaza más de Londres, es el punto de encuentro entre muchas personas que suelen quedar bajo los pies de Cupido.

 

Lo más conocido de Picadilly son sus pantallas de neón, una miniatura si las comparamos con las de Nueva York.

 

  • Regent Street y Oxford Street.

Son las principales calles de tiendas de Londres, en pleno centro. Asegúrate de llevar dinero porque seguro que algo se te encapricha, aunque como quieras algo de Regent Street… ¡ya puedes sacar la billetera!

 

 

Hasta aquí sería una parte de la ciudad, este recorrido se puede hacer perfectamente andando en un día. Eso sí, con calzado cómodo ¡por favor!.

El segundo día en la ciudad lo podemos dedicar al otro lado de la ciudad, conocida como ”La City”.

 

  • Millenium Bridge.

Fue construido en el año 2000 y aparece en numerosas películas, como Harry Potter, o en videoclips, como el último de Taylor Swift y Ed Sheeran. Este puente conecta la zona de ”La City” con la otra parte, llamada ”Bankside”, y justo enfrente de él se encuentra la Catedral de Saint Paul, que es maravillosa, tiene un pequeño jardín con agua y para hacer fotos es chulísima.

 

Catedral Saint Paul

 

 

  • The Monument.

Se trata de una columna dórica de 61 m de altura construida en piedra situada cerca del London Bridge. Es el punto donde se inició el Gran Incendio de Londres en 1666, pero hay otra columna más pequeña unos metros más alejada que indica el lugar en el que terminó el incendio.

Aunque este monumento pueda parecer pequeño, engaña, porque para subir a él han de escalarse nada más y nada menos que ¡311 escalones en forma de caracol! Fijaos si es un mérito subirlos que al bajar hasta te dan un diploma que certifica que has subido hasta arriba del todo. No es que sea el mejor mirador de Londres ni mucho menos, pero tienes vistas del Támesis y de Tower Bridge.

Su precio es de únicamente £4.

 

  • Tower of London.

La Torre de Londres, que oficialmente es el Palacio Real y la Fortaleza de su Majestad, se trata de un castillo del S.XI utilizado como prisión en el S.XII. Actualmente alberga las joyas de la Corona.

Tiene un precio de £24,50 para adultos y de £18,70 para estudiantes. 

Como curiosidad, comentaros que al entrar a visitarlo veréis estatuas y esculturas de leones, monos, etc. Y es que en el S.XIII se instaló dentro un zoo hasta el año 1828 que se trasladaron todos los animales al zoológico de la ciudad.

Tower of London

Aconsejamos pasar dentro si se dispone de suficiente tiempo porque la visita dura unas 3 horas aproximadamente. Sino, al menos, verlo desde fuera.

 

  • Tower Bridge.

Justo al otro lado de la Torre de Londres, nos encontramos con el Puente de la Torre, más conocido como Tower Bridge, el puente azul que todos hemos visto en miles de fotos.

La visita son £9 y merece mucho la pena. Comienza con un vídeo que sobre cómo se construyó y cómo ha ido evolucionando, luego se pasa desde una de las torres a la otra y el suelo es de cristal, por lo que es como si se fuese caminando por el puente y quedando los coches bajo tus pies y, por último, termina la visita conociendo el puente por dentro, viendo todos sus engranajes y mecanismos.

 

Tower Bridge desde dentro

 

Este puente es, junto al Big Ben, un icono de Londres y antiguamente tenía el problema de que grandes barcos no podían pasar por debajo, por lo que Horacio Jones, en 1884, consiguió incorporarle un mecanismo hidráulico que permitía que ambas alas del puente, de 1.000 toneladas cada una, se levantasen en tan sólo 60 segundos. Esta maquinaria es la que hoy en día se sigue utilizando, aunque se ha ido mejorando. Por ejemplo, se ha sustituido el agua que movía la maquinaria por aceite o las máquinas de vapor se han cambiado por motores eléctricos.

Tower Bridge

 

 

  • Sky Garden.

Un mirador, situado en esta parte de la ciudad y cuya entrada es gratuita si se reserva a través de su web con antelación. Es una visita muy recomendable porque ofrece una vista panorámica de Londres con paredes de cristal.

Vista desde Sky Garden

 

”La City” tiene otro mirador llamado The Shard, siendo el edificio más alto de la Unión Europea. Aunque éste tiene un precio de £30, nosotros no hemos visitado su interior.

 

Aquí terminaría otro día en Londres, empleando un día completo en esta parte de la ciudad.

 

Y antes de acabar, no podemos olvidarnos de los parques de Londres, destacando nuestro favorito Hyde Park o Regent’s Park, donde se pueden encontrar un montón de ardillas.

Ardillas en Hyde Park

Y de igual modo, tampoco podemos olvidarnos de los mercados, como el de Camden Town, Portobello en el barrio de Notting Hill o Covent Garden.

 


 

En el canal de Youtube, tenemos muchos más vídeos Londres.

 

Esperamos que os haya sido útil el post, ¡podéis compartirlo en vuestras redes sociales! 😀

 

¡Gracias por leernos!

Autor entrada: Seguir Viajando

Óscar y Silvia

2 comentarios sobre “Qué ver en Londres en dos días

    Un Destino entre mis Manos

    (22 mayo 2018 -17:05)

    ¡Qué guay, chicos! Nos encantó Londres y tenemos muchísimas ganas de volver y disfrutar más cosas que se nos quedaron en el tintero. Es una ciudad con muchísimo que ver. Besitos.

      Seguir Viajando

      (23 mayo 2018 -11:30)

      Londres siempre es una buena opción por la cantidad de cosas que tiene para hacer 🙂 Un besazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *